Ampliación a la Profecía de las Setenta Semanas del Profeta Daniel

AMPLIACIÓN A LA PROFECÍA
DE LAS SETENTA SEMANAS
DEL
PROFETA DANIEL

- El Profeta Daniel y la Sibila Eritrea -

- Ver también por favor:
"El Nacimiento, Pasión y Resurrección de Jesús El Cristo"
y "Ayuda Para El Cristo"

Las palabras: "La Interpretación que aquí realizamos, la cual, es única, y la primera por su Forma de Interpretación, evidentemente, es diferente de todas las que hasta el momento han sido dadas sobre la Profecía de las "Setenta Semanas", la iniciamos a partir de las "Sesenta y dos semanas" ("tiempos")... Para continuar con "Siete semanas" ("tiempo")... y proseguir con la "mitad" de una semana "la mitad" de un "tiempo"... Quedando "Reservada" la otra "mitad" de la última "Semana", para estos Tiempos del Fin... para la Obra y Misión y los Testimonios del Alma del Profeta Daniel...", son palabras textuales que escribimos en una publicación titulada "Simeón Ben Yojai y Daniel", en nuestro sitio web, con fechas del 7 y 10 de Septiembre del Año 2004, hace cerca de 11 años.

Para entender el cumplimiento de "Las Setenta Semanas" del capítulo 9 del Libro del Profeta Daniel (Daniel, 9:21-27), hay que entender también el significado de lo que está escrito en el último capítulo del Libro de Daniel (12:1-13):

"1 Y en aquel tiempo se levantará Miguel, el gran príncipe que está por los hijos de tu pueblo; y será tiempo de angustia, cual nunca fué después que hubo gente hasta entonces: mas en aquel tiempo será libertado tu pueblo, todos los que se hallaren escritos en el libro.
2 Y muchos de los que duermen en el polvo de la tierra serán despertados, unos para vida eterna, y otros para vergüenza y confusión perpetua.
3 Y los entendidos resplandecerán como el resplandor del firmamento; y los que enseñan á justicia la multitud, como las estrellas á perpetua eternidad.
4 Tú empero Daniel, cierra las palabras y sella el libro hasta el tiempo del fin: pasarán muchos, y multiplicaráse la ciencia.
5 Y yo, Daniel, miré, y he aquí otros dos que estaban, el uno de esta parte á la orilla del río, y el otro de la otra parte á la orilla del río.
6 Y dijo uno al varón vestido de lienzos, que estaba sobre las aguas del río: ¿Cuándo será el fin de estas maravillas?
7 Y oía al varón vestido de lienzos, que estaba sobre las aguas del río, el cual alzó su diestra y su siniestra al cielo, y juró por el Viviente en los siglos, que será por tiempo, tiempos, y la mitad. Y cuando se acabare el esparcimiento del escuadrón del pueblo santo, todas estas cosas serán cumplidas.
8 Y yo oí, mas no entendí. Y dije: Señor mío, ¿qué será el cumplimiento de estas cosas?
9 Y dijo: Anda, Daniel, que estas palabras están cerradas y selladas hasta el tiempo del cumplimiento.
10 Muchos serán limpios, y emblanquecidos, y purificados; mas los impíos obrarán impíamente, y ninguno de los impíos entenderá, pero entenderán los entendidos.
11 Y desde el tiempo que fuere quitado el continuo sacrificio hasta la abominación espantosa, habrá mil doscientos y noventa días.
12 Bienaventurado el que esperare, y llegare hasta mil trescientos treinta y cinco días.
13 Y tú irás al fin, y reposarás, y te levantarás en tu suerte al fin de los días." (Daniel, 12:1-13).

Estudios de cada uno de los párrafos del capítulo 12 del Libro del Profeta Daniel:

"1 Y en aquel tiempo se levantará Miguel, el gran príncipe que está por los hijos de tu pueblo; y será tiempo de angustia, cual nunca fué después que hubo gente hasta entonces: mas en aquel tiempo será libertado tu pueblo, todos los que se hallaren escritos en el libro.

"... aquel tiempo" es este "tiempo" o la última "mitad" de la última de las "Setenta Semanas".

El Arcángel Miguel dirige la Obra que nuestro V.M. Samael Aun Weor está realizando:

"A través del tiempo se elevó Miguel de dominador a dirigente." (V.M. Samael Aun Weor).

Este es uno de los significados de las palabras en este "tiempo Miguel se levantará". No quiere decir que el Arcángel Miguel estaba caído, sino que se levantó o elevó a un nivel superior.

Las palabras "y será tiempo de angustia, cual nunca fué después que hubo gente hasta entonces", también se refieren a este "tiempo" que es el "tiempo" de "la abominación desoladora", o la degeneración sexual (homosexualismos, lesbianismos, etc.,) y del materialismo, hambres, guerras, etc., cual nunca antes había sucedido. Porque nunca antes había habido tanta maldad, materialismo y degeneración sexual como hasta este "tiempo".

"... mas en aquel tiempo será libertado tu pueblo, todos los que se hallaren escritos en el libro...."

El "Pueblo" es "El Pueblo de Israel", integrado por Hombres y Mujeres que hayan encarnado en su corazón al Israel interior, espiritual, particular, y por lo mismo sus Nombres son "escritos en el libro" de la Vida.

"2 Y muchos de los que duermen en el polvo de la tierra serán despertados, unos para vida eterna, y otros para vergüenza y confusión perpetua."

Este "tiempo" del "final de los tiempos" de las "Setenta Semanas" es el tiempo en el que el destino de cada alma se define a perpetuidad... Unas almas despiertan "para Vida Eterna", y otras almas (las multitudes de almas que viven inmersas entre el mar rojo de las pasiones y ambiciones materiales) despiertan "para vergüenza y confusión perpetua".

"3 Y los entendidos resplandecerán como el resplandor del firmamento; y los que enseñan á justicia la multitud, como las estrellas á perpetua eternidad."

"Los entendidos" son "las Almas de los Justos", quienes no pecan contra el Espíritu Santo; es decir, que no fornican, que no adulteran, etc.

En la Kabbaláh la Tercera Sephirah llamada "Bináh" que es el Espíritu Santo significa "Entendimiento".

Solamente los hombres y las mujeres verdaderamente Castos podrán ser de "los entendidos", y por lo mismo "resplandecerán como el resplandor del firmamento", y podrán enseñar con autoridad consciente, esotérica la "justicia" a "la multitud" y brillarán "como las estrellas á perpetua eternidad."

"4 Tú empero Daniel, cierra las palabras y sella el libro hasta el tiempo del fin: pasarán muchos, y multiplicaráse la ciencia."

Mas como quiera que el Profeta Daniel se reencarna "al fin de los días", la revelación de las palabras y del Libro (del Profeta Daniel) es realizada en este "tiempo del fin" en el cual muchos pasan y la ciencia se multiplica en forma inconteniblemente acelerada, lo que acarreará su propia auto-destrucción...

"A todos los filósofos, a las gentes instruidas sean quienes fueren, a los sabios especialistas tanto como a los simples observadores nos permitimos proponerles esta pregunta: '¿Habéis reflexionado sobre las consecuencias fatales que resultarán de un progreso ilimitado?' Ahora ya, a causa de la multiplicidad de las adquisiciones científicas, el hombre no consigue vivir sino a fuerza de energía y de resistencia, en un ambiente de actividad trepidante, enfebrecido y malsano. Ha creado la máquina, que ha centuplicado sus medios y su potencia de acción, pero se ha convertido en su esclavo y su víctima: esclavo en la paz y víctima en la guerra. La distancia ya no es un obstáculo para el hombre: se traslada con rapidez de un punto del Globo a otro por las vías aérea, marítima y terrestre. No vemos, sin embargo, que estas facilidades de desplazamiento lo hayan hecho mejor ni más feliz, pues si el adagio afirma que los viajes forman a la juventud, no parecen contribuir gran cosa a reafirmar los vínculos de concordia y fraternidad que deberían unir a los pueblos.
Jamás las fronteras han estado mejor guardadas que hoy. El hombre posee la facultad maravillosa de expresar su pensamiento y de hacer escuchar su voz hasta en los lugares más lejanos, y, sin embargo, esos medios mismos le imponen nuevas necesidades. Puede emitir y registrar las vibraciones luminosas y sonoras sin ganar con ello más que una vana satisfacción de curiosidad, cuando no una sujeción escasamente favorable a su elevación intelectual.
Los cuerpos opacos se han vuelto permeables a las miradas del hombre, pero si le es posible sondear la materia inerte, en contrapartida, ¿qué sabe de sí mismo, es decir de su origen, de su esencia y de su destino?
A los deseos satisfechos suceden otros deseos no cumplidos. Insistimos en que el hombre quiere ir de prisa, cada vez más de prisa, y esta agitación hace insuficientes las posibilidades de que dispone. Arrastrado por sus pasiones, sus codicias y sus fobias, el horizonte de sus esperanzas retrocede indefinidamente. Es la carrera lanzada hacia el abismo, el desgaste constante, la actividad impaciente, frenética, sin tregua ni reposo. «En nuestro siglo -ha dicho muy justamente Jules Simon-, es preciso caminar o correr; quien se detiene está perdido.» A esta cadencia, a este régimen, la salud física periclita. Pese a la difusión y la observación de las reglas de higiene, pese a las medidas profilácticas, a despecho de innumerables procedimientos terapéuticos y de la proliferación de las drogas químicas, la enfermedad prosigue sus estragos con una perseverancia incansable. Hasta tal punto, que la lucha organizada contra los flagelos conocidos no parece tener otro resultado que hacer nacer otros nuevos, más graves y refractarios.
La Naturaleza misma da señales inequívocas de lasitud: se vuelve perezosa. A fuerza de abonos químicos, el cultivador obtiene ahora cosechas de valor mediano. Interrogad al campesino, y os dirá que 'la tierra se muere', que las estaciones se ven revueltas y el clima, modificado. Todo cuanto vegeta se ve falto de savia y de resistencia. Las plantas languidecen -es un hecho oficialmente comprobado- y se muestran incapaces de reaccionar contra la invasión de los insectos parásitos o el ataque de las enfermedades de micelio.
Por fin, nada nuevo diremos al manifestar que la mayor parte de los descubrimientos, orientados al principio hacia el acrecentamiento del bienestar humano, se han desviado rápidamente de su meta y se han aplicado de modo especial a la destrucción. Los instrumentos de paz se convierten en ingenios de guerra, y es bastante conocido el papel preponderante que la ciencia desempeña en las conflagraciones modernas. Tal es, por desdicha, el objetivo final, el desembocar de la investigación científica, y tal es, asimismo, la razón por la cual el hombre, que la prosigue con esta misma intención criminal, invoca sobre sí la justicia divina y se ve necesariamente condenado por ella." (De "Las Moradas Filosofales" de Fulcanelli).

Después de este Mensaje del V.M. Fulcanelli, escrito hace unos 85 años... vamos a continuar estudiando el capítulo 12 del Libro del Profeta Daniel.

"5 Y yo, Daniel, miré, y he aquí otros dos que estaban, el uno de esta parte á la orilla del río, y el otro de la otra parte á la orilla del río."
"6 Y dijo uno al varón vestido de lienzos, que estaba sobre las aguas del río: ¿Cuándo será el fin de estas maravillas?"
"7 Y oía al varón vestido de lienzos, que estaba sobre las aguas del río, el cual alzó su diestra y su siniestra al cielo, y juró por el Viviente en los siglos, que será por tiempo, tiempos, y la mitad. Y cuando se acabare el esparcimiento del escuadrón del pueblo santo, todas estas cosas serán cumplidas."

El "Varón vestido de lienzos" es identificado en el Ángel Gabriel en El Zohar:

"... Gabriel depicted as 'the man clothed in linen'..." (Daniel 12:6),..." (The Zohar).

Los "... otros dos que estaban, el uno de esta parte á la orilla del río, y el otro de la otra parte á la orilla del río..." son otras dos Jerarquías Superiores de la Logia Blanca, y posiblemente se refiera a los Dos Testigos del Apocalipsis ELÍAS Y MOISÉS, que se corresponden asimismo con los otros dos de los Cuatro Ángeles RAFAEL Y URIEL. Los Cuatro Ángeles son: MIGUEL, GABRIEL, RAFAEL Y URIEL.

Aclaración 1: "... tiempo, tiempos, y la mitad" se cumplieron CRONOLÓGICAMENTE en el año 30 de nuestra Era Cristiana con la Pasión, Muerte y RESURRECCIÓN de nuestro SEÑOR JESÚS EL CRISTO VIVO.

Aclaración 2: Esotéricamente en nuestro Señor Jesús El Cristo se cumplieron las Setenta Semanas, porque todo Maestro Cristificado que logra la Resurrección del Cristo Interior, realiza dentro de él completas las Setenta Semanas.

Aclaración 3: Mas en la cuenta a partir del Decreto de Artajerjes en el Año 457 (antes de nuestra Era Cristiana), hasta estos tiempos las Setenta Semanas se cumplen en este fin de los tiempos.

Desde el año 30 hasta el final de los "tiempos" es todo el tiempo que dura "el esparcimiento del escuadrón del pueblo santo", y "todas estas cosas serán cumplidas."

"8 Y yo oí, mas no entendí. Y dije: Señor mío, ¿qué será el cumplimiento de estas cosas?"
"9 Y dijo: Anda, Daniel, que estas palabras están cerradas y selladas hasta el tiempo del cumplimiento."

El Profeta Daniel en aquella época todavía no entendía porque el entendimiento de "estas palabras están cerradas y selladas hasta el tiempo del cumplimiento...", que a nivel de toda la Humanidad es ahora en este "final del tiempo".

"10 Muchos serán limpios, y emblanquecidos, y purificados; mas los impíos obrarán impíamente, y ninguno de los impíos entenderá, pero entenderán los entendidos."

La limpieza, el emblanquecimiento y la purificación, es fundamentalmente por el Trabajo con Los Tres Factores de la Revolución de la Conciencia, mas asimismo por las luchas, dificultades, persecuciones, sufrimientos, etc., por las que tiene que pasar inevitablemente todo el que aspira a ser acrisolado y poder lograr la purificación, que es cuando habiendo fabricado los Cuerpos de Oro Nace El Cristo de Oro interiormente.

Mas los "impíos" obran "impíamente" y aunque pretendan entender, no entienden ni entenderán, porque solamente "entenderán los entendidos": los que encarnan al Espíritu Santo.

"11 Y desde el tiempo que fuere quitado el continuo sacrificio hasta la abominación espantosa, habrá mil doscientos y noventa días."

En El Zohar el Rabino Iluminado Shimon ben Yojai enseña que "El exilio de Jacob [de Israel] comenzó solamente cuando José murió..."

Fue a partir de la muerte de José que el Exilio del Pueblo de Israel comenzó en Egipto, el que duró, por lo tanto, 290 años.

No obstante se habla de aproximadamente "400 años"... que duró el Exilio del Pueblo de Israel en Egipto hasta que apareció Moisés...

Mas como quiera que José vivió 110 años, ambas cifras (290+110) suman 400 años.

El Exilio fue, por lo tanto a partir de la muerte de José: 290 años.

José prefiguró al Mesías en nuestro Señor Jesús El Cristo. Lo anterior significa también que tiempo después de la Muerte y Resurrección de nuestro Señor Jesús El Cristo comenzó un nuevo Exilio del Pueblo de Israel, equivalente, simbólicamente, a los "290" años del Exilio de Israel en Egipto...

Estos "290" años se prolongan hasta el final de los tiempos, en la cifra de "1290" años.

El párrafo completo del Zohar es el siguiente:

"The exile of Ya'akov started only when Yosef died. In connection to this it was said: 'And from the time that the daily sacrifice shall be taken away, and the abomination that makes desolate be set up, there shall be a thousand (Heb. eleph) two hundred and ninety days'." (Daniel 12:11). (El Zohar).

"El exilio de Jacob comenzó solamente cuando José murió. Con relación a esto está dicho: 'Y desde el tiempo que el sacrificio diario será retirado, y la abominación desoladora se establecerá, habrá... Mil doscientos noventa días'." (Daniel 12:11). (El Zohar).

Los "Mil Años" o "Un Milenio", de la cifra simbólica de "1290" Años, es explicada así en El Zohar:

"... Esto se refiere a UN DÍA DEL SANTO, Bendito Sea, que dura MIL AÑOS, como está escrito: 'Porque mil años delante de tus ojos son como el día de ayer...' (Salmos 90: 4) Y ESTO alude al QUINTO MILENIO..."

"Mil Años" se refiere esotéricamente al "Santo, Bendito Sea", cuya Sagrada "Presencia" o "Shejináh" acompaña al "Pueblo de Israel" (a los Iniciados o Israelitas) durante todo el Exilio indicado simbólicamente por los "290" Años del Exilio en Egipto.

La cifra completa y simbólica de "1290" Años comenzó "desde el tiempo que fuere quitado el continuo sacrificio", es decir, después de la Crucifixión de nuestro Señor Jesús El Cristo, y se prolonga "hasta" el final total de "la abominación espantosa,", que es este "tiempo final" de la sodoma y gomorra que se extiende a nivel mundial...

"12 Bienaventurado el que esperare, y llegare hasta mil trescientos treinta y cinco días."

Entre "1290" y "1335" hay "45 Días" o "45" años, que es el valor Kabalístico de las Letras Hebreas "Mem" (M=40) y "Hei" (H=5), que forman el Nombre Hebreo "MaH", que se refiere a la Shejináh "Inferior" que es "Rajel".

En otras palabras se refiere a luchar por lograr y realizar El Matrimonio Místico de Tifereth con Maljhut, una vez que Rajel asciende y es Vestida con las Vestiduras de "Leáh" o "Mi", que es la Shejináh "Superior".

Al realizar esta Integración, se realiza la entera "Completitud"... que es "la Entera Consumación".

Leáh es la Maljhut Superior, y Rajel es la Maljhut Inferior. Cuando la Maljhut Inferior asciende y se integra en la Maljhut Superior, ambas integradas en Una Unidad son Maljhut o Rajel Vestida con las Vestiduras de Leáh, y se Desposa con Tifereth que a su vez al ascender se convierte en Jojmáh. Este es el Matrimonio del Cristo Resucitado o El Cordero con Su Esposa, con Su Bienamada Espiritual, convirtiéndose en un Sacerdote para siempre según el Orden de Melkizedek que significa "Completitud", que es el significado de las palabras:

"13 Y tú irás al fin, y reposarás, y te levantarás en tu suerte al fin de los días." (Daniel, 12:1-13).

"Al fin" y "a la Derecha" se refiere a la Sagrada Shejináh o Maljhut (Leah y Rajel Integradas), que es la "Suerte", "Lote" o "Porción" que el Profeta Daniel (y todo Iniciado que alcanza la Resurrección del Cristo Interior) al Levantarse completamente Hereda "al fin de los Días", que se refiere, en un sentido, al fin de los últimos "tres días y medio" de "Las Setenta Semanas" (cuando Resucitan "Los Dos Testigos"); mas, en otro significado, se refiere a este final de los tiempos en los que ahora estamos viviendo toda la Humanidad.

"Reposarás" significa los procesos esotéricos de la Muerte por la que pasa El Cristo en los finales de la Segunda Montaña. Mas se levanta después o Resucita de los Muertos al concluir la "Segunda Montaña", para ascender a la Sephiráh "Bináh" o el Espíritu Santo, en la Tercera Montaña, aludido en las Palabras "al fin de los Días".

"We learn that "the end of days" refers to Malchut, who shall be returned to her place, and the great mating that will take place between Zeir Anpin and Malchut." (The Zohar).

"Nosotros aprendemos que 'el fin de días' se refiere a Maljhut, que retornará a Su Lugar [a Bináh], y a la gran unión que tomará lugar entre Zeir Anpín y Maljhut." (El Zohar).

El cumplimiento de esta profecía fue anunciada también por C.G. Jung:

"... En este mundo perverso regido por el mal, Tifereth no está unido con Maljut. Pero la venida del Mesías reunirá el Rey con la Reina, y este emparejamiento restaurará a Dios Su unidad original." (C.G. Jung).

El cumplimiento de esta Profecía en este final de los tiempos está anunciado por nuestro Señor Jesús El Cristo:

"15 Por tanto, cuando viereis la abominación del asolamiento, que fué dicha por Daniel profeta, que estará en el lugar santo, (el que lee, entienda), 16 Entonces los que están en Judea, huyan á los montes; 17 Y el que sobre el terrado, no descienda á tomar algo de su casa; 18 Y el que en el campo, no vuelva atrás á tomar sus vestidos." (El Santo Evangelio Según San Mateo 24:15).

A la Luz de la Profecía de las Setenta Semanas del Profeta Daniel y de las Palabras de nuestro Señor Jesús El Cristo, la última parte de las Setenta Semanas es para este tiempo: la última mitad o "los tres días y medio" de la última de las Setenta Semanas.

Setenta Semanas equivalen numéricamente a 490 Días (70x7=490). Mas como quiera que cada "Día" equivale en la Profecía, a un Año, los 490 "Días" de las "Setenta Semanas" son 490 Años.

Las "Setenta Semanas" contadas en Años son:

Siete semanas… ("Tiempo")… (49 años).
Sesenta y dos semanas… ("Tiempos")… (434 años).
La mitad de una semana… ("La Mitad")… (3.5 años, tres años y medio).

49+434+3.5=486.5 "Días"

Queda "la mitad" de una Semana (3.5 Días), para el cumplimiento de las Setenta Semanas, reservada para Los Tiempos del Fin...

La "mitad" de una Semana son Tres días y medio.

El Decreto de Artajerjes en el Año 457 (antes de nuestra Era Cristiana), es la fecha en la que comienza la cuenta de las Setenta Semanas. (Ver por favor: "EL NACIMIENTO PASIÓN Y RESURRECCIÓN DE JESÚS EL CRISTO").

"... este es el traslado de la carta que dió el rey Artajerjes á Esdras, sacerdote escriba. Artajerjes, rey de los reyes, á Esdras sacerdote, escriba perfecto de la ley del Dios del cielo: Salud, etc. Por mí es dado mandamiento, que cualquiera que quisiere en mi reino, del pueblo de Israel y de sus sacerdotes y Levitas, ir contigo á Jerusalem, vaya. Porque de parte del rey y de sus siete consultores eres enviado á visitar á Judea y á Jerusalem, conforme á la ley de tu Dios que está en tu mano; Y á llevar la plata y el oro que el rey y sus consultores voluntariamente ofrecen al Dios de Israel, cuya morada está en Jerusalem; Y toda la plata y el oro que hallares en toda la provincia de Babilonia, con las ofrendas voluntarias del pueblo y de los sacerdotes, que de su voluntad ofrecieren para la casa de su Dios que está en Jerusalem.". (Esdras, 7. 10-16).

Es necesario tener en cuenta que "restaurar y edificar á Jerusalem" y "edificar la plaza y el muro en tiempos angustiosos...", tiene un Significado Espiritual, Interno:

El Rabbí Aba, hablando a Nombre del Rabbí Simeón Ben Yojai (el Propio Profeta Daniel Reencarnado...), Enseñanzas que Rabbí Simeón recibiera a su vez de Rabbí Eleazar, ¡quien las recibió del Profeta Elías!... dice:

"148) ... En los días de Ezra, (o, Esdras) debido al pecado, ellos tuvieron que reconstruir el Templo, por lo cual no tuvo una existencia perdurable, y hasta ahora, el primer edificio del Eterno, Bendito Sea, no ha estado ubicado en el mundo, pero en relación al futuro está escrito: "El Eterno, es el Constructor de Jerusalem" (Salmos 147: 2), esto es, Él, El Eterno, Nuestro Dios, construirá, y nadie más. Ese edificio es el que estamos esperando, y no una estructura hecha por el hombre, que no tiene permanencia..."

"151) Hasta ahora esto no ha ocurrido en el mundo, pues ni la Ciudad de Jerusalem será el resultado de las habilidades del hombre, ya que está escrito: "Porque Yo, dice el Eterno, seré para ella muro de fuego en derredor, y la Gloria en medio de ella." (Zacarías, 2: 5). Si esto está escrito acerca de la ciudad, ¿cuánto más será el caso del Templo, que es Su Morada? Y esta acción del Eterno, Bendito Sea, debió ser aparente al principio, cuando Israel salió de Egipto, pero fue retrasada para el Fin de los Días para la Redención Final." (El Zohar, "Parashát Pinjas", Tomo I, 147 -151).

"... Yo derribaré este templo que es hecho de mano, y en tres días edificaré otro hecho sin mano..." (Marcos, 14. 58).

"... Destruid este templo, y en tres días lo levantaré..." (Juan, 2, 19).

"... Y sin parábola no les hablaba; mas á sus discípulos en particular declaraba todo..." (Marcos, 4, 34).

La Reconstrucción del Templo es cuando El Cristo Interior Resucita de los Muertos.

Las "Setenta Semanas", se refieren primeramente a Un "Ungido", que es nuestro Señor Jesús El Cristo, y que es en Verdad El Rey del Rey de los Reyes, y en quien se han cumplido Históricamente los "Tiempos" de las "Setenta Semanas" referidas a "tiempo, tiempos, y la mitad" de la última Semana, como explicamos en el estudio anterior "EL NACIMIENTO PASIÓN Y RESURRECCIÓN DE JESÚS EL CRISTO".

Mas esotéricamente, como explicamos antes, en nuestro Señor Jesús El Cristo se cumplieron en forma completa las Setenta Semanas.

Porque la otra "mitad" de la última Semana que es la "Setenta", y que comprende también un día (tiempo), dos días (tiempos), y la "mitad" de un día, (tres días y medio, o la mitad de una semana, que es la Setenta), y con los cuales todo queda "completado", se refiere a otro "Ungido", es decir, al "Príncipe" de esta Profecía, que es el Mensajero (el "otro Consolador") que anuncia la Paz y el Bien y la Salvación, en el Final del otro "medio" tiempo.

Cuando nuestro Señor Jesús El Cristo dijo:

"14 Y será predicado este evangelio del reino en todo el mundo, por testimonio á todos los Gentiles; y entonces vendrá el fin. 15 Por tanto, cuando viereis la abominación del asolamiento, que fué dicha por Daniel profeta, que estará en el lugar santo, (el que lee, entienda), 16 Entonces los que están en Judea, huyan á los montes...",

... estaba revelando que "el fin" anunciado en la Profecía de las Setenta Semanas por el Profeta Daniel, es cuando sería vista la abominación del asolamiento, ... que estará en el lugar santo, (el que lee, entienda),...", que es el homosexualismo y el lesbianismo que ha llegado al colmo de la abominación, estando en "El Lugar Santo"...

EL LUGAR SANTO es El Sexo y El Sacramento del Matrimonio, profanado por "la abominación desoladora" en el final de los tiempos.

Los verdaderos Hijos de Israel son Hombres y Mujeres que no fornican, que no adulteran.

Cada Verdadero Hombre Israelita tiene que estar casado con una sola Mujer y aunque estén casados son como si fueran "Solteros" y "Eunucos" porque al unirse sexualmente (el órgano sexual masculino dentro del órgano sexual femenino) no llegan nunca en la vida al orgasmo fisiológico ni el Hombre ni la Mujer, sino que aprenden a transmutar la Fuerza Sexual en Energías Creadoras según la Ciencia y el Arte de la Santa Alquimia Sexual o TANTRISMO BLANCO.

La interpretación de Las Setenta Semanas a nivel de toda la Humanidad hasta el final de los tiempos, tiene que incluir a la segunda mitad de la última Semana indicada en los "tres días y medio" del capítulo 11 del Apocalipsis, que es todo el "tiempo" que transcurre antes de la Resurrección de los Dos Testigos.

Resurrección Esotérica que se realiza "al fin de los Días", como así fue también anunciado para el Rabbí Shimon ben Yojai.

Sus últimas Enseñanzas están escritas en el "Ha Idra Zuta Qadisha" o "La Asamblea Sagrada Menor", Obra Esotérica que forma parte de los Libros de "El Zóhar".

Se enseña al final de la Obra, que el Alma del Profeta Daniel es la misma Alma Reencarnada en el Rabbí Simeón Ben Yojai:

"781. Cuando el ataúd sepulcral fue abierto, él (es decir, el cuerpo de Rabbí Schimeón) se elevó por los aires envuelto y rodeado por un fuego flameante."
"782. Y una Voz fue oída (diciendo): 'Venid y reuniros todos, y entrad a las nupcias de Rabbí Schimeón. Tal y como está escrito en Isaías, 57.2': 'Dejadle entrar en paz; y dejad que descanse en su cama, porque es Uno que está andando rectamente'.
"783. Cuando él fue llevado dentro de su cueva sepulcral, una Voz se escuchó en la cueva que decía: 'Este es Él, quien disturbó a la tierra, e hizo temblar a los reinados'.
"784. ¡Cuántas libertades son almacenadas en el cielo para Ti!"
"785. Este es Rabbí Schimeon Ben Yojai, aquel que glorificó a Su Señor todos los días de su vida. ¡Bendita sea su Porción [Shejináh], arriba [Leáh] y abajo [Rajel]!"
"786. ¡Cuántos tesoros se encuentran reservados para él!"
"787. Concerniente a él, está escrito, en Daniel, 12.13: 'Y en cuanto a tí mismo, ve hacia el fin; y descansarás, pero te pondrás de pie para tu Porción ['Suerte', 'Lote'] al fin de los días'."
"Y hasta aquí llega la Asamblea Sagrada Menor."
(Capítulo XXII, 781-787).

Lo mismo está escrito de Daniel, en "El Zóhar", Sección "Bereschit":

"... El Santo, Bendito Sea, dijo a Daniel: 'Andarás hasta el fin, y descansarás' (Daniel 12.13). Daniel preguntó: '¿Descansar en este mundo o en el otro mundo?' 'Descansar en el otro mundo', fue la respuesta. En efecto, está dicho 'ellos descansarán en sus camas' (Isaías 57.2). 'Y te levantarás para tu Suerte en el fin de los días postreros'..."

En "Memories, Dreams and Reflections", C.G. Jung, escribió que después de haber estado en el umbral de la muerte en el año de 1944, y de haber vuelto a la vida, durante las primeras siguientes semanas vivió la Experiencia de las Bodas Espirituales de Zeir Anpín o Tiféreth con Malchuth o Maljut, y vio que él mismo era el Rabino Simeón ben Yojai que había celebrado el Matrimonio Místico como es descrito en El Zohar:

"I myself was, so it seemed, in the Pardes Rimmonim, the garden of pomegranates, and the wedding of Tifereth with Malchuth was taking place. Or else I was Rabbi Simon ben Jochai, whose wedding in the afterlife was being celebrated. It was the mystic marriage as it appears in the Cabbalistic tradition. I cannot tell you how wonderful it was. I could only think continually, 'Now this is the garden of pomegranates! Now this is the marriage of Malchuth with Tifereth!'..."

Traducción:

"Yo mismo estaba, por lo que parecía, en el Pardes Rimmonim, el Jardín de Granadas, y la boda de Tifereth con Malchuth estaba teniendo lugar. O, además, yo era el
Rabino Simón ben Jochai, cuya boda en el más allá se estaba celebrando. Fue el matrimonio místico como aparece en la tradición Kabalística. No puedo decirle lo maravilloso que era. Yo sólo podía pensar continuamente: '¡Ahora este es el jardín de granadas! ¡Ahora bien, esto es el matrimonio de Malchuth con Tifereth!'..."

C.G. Jung vivió esta Experiencia Mística en el año de 1944, mas el Libro en donde quedó relatada fue editado en el año de 1961.

En otro de sus Libros "MYSTERIUM CONIUNCTIONIS", terminado de escribir en 1954, en el que Jung estuvo dedicado durante más de una década, entre 1941 a 1954, Jung escribió que Tiféreth no estaba unido con Maljhut, "... Pero la venida del Mesías reunirá el Rey con la Reina, y este emparejamiento restaurará a Dios Su unidad original."

Quiere decir, que aunque C.G. Jung había vivido la Experiencia del Matrimonio Místico de Tifereth con Maljhut y viéndose a sí mismo como el Rabbí Shimon ben Yojai, no fue la Vivencia de la Boda definitiva, que la vive el Cristo Interior, Resucitado, en la Tercera Montaña: Matrimonio Místico y Definitivo de Tifereth con Maljhut que estaba reservado para "la venida del Mesías" (Schyloh, Salomón o Moisés) que "reunirá el Rey con la Reina" restaurando "a Dios Su Unidad original".

Amamos a todos los Seres, a toda la Humanidad.
Cada Ser Humano es también la Humanidad.

"¡Que todos los Seres sean Felices!"
"¡Que todos los Seres sean Dichosos!"
"¡Que todos los Seres sean en Paz!"

¡QUE VIVA EL CRISTO!
¡QUE VIVA EL CRISTO!
¡QUE VIVA EL CRISTO!

¡QUE ASÍ SEA POR SIEMPRE Y PARA SIEMPRE!

¡PAZ INVERENCIAL!

Este trabajo lo he terminado de escribir
con la Ayuda de Dios en el Día Miércoles 1 de Abril de la Semana Santa del Año 2015.

- Revisado y ampliado con la Ayuda de Dios en la madrugada del Jueves Santo del 2 de Abril de la Semana Santa del Año 2015 -

De todo Corazón y con Inmenso Amor
para bien de toda
la Pobre Humanidad Doliente
Luis Bernardo Palacio Acosta
Bodhisattwa del
V.M.THOTH-MOISÉS

Index - Ayuda Para El Cristo -
Guía Práctica del Estudiante Gnóstico-
El Rescate en las Astronaves Extraterrestres