BOCHICA O SUAMOX [SUAMOSHE]
EL MOISÉS CHIBCHA

Bochica

"Monumento a Bochica en Cuitiva (Boyacá), Colombia."

(Ver también, por favor: Los Mamos Arhuacos y las Enseñanzas Gnósticas de Nuestro V.M. Samael Aun Weor.)

***

"En Bogotá hay también un templo oculto en la montaña de Montserrate. Allí moran algunos Iniciados Chibchas." (Venerable Maestro Samael Aun Weor).

En leyendas sobre el origen de los Chibchas del altiplano cundiboyacense, su guía y civilizador Bochica es llamado "Nuevo Moisés" y "el Moisés Chibcha".

Uno de los nombres de Bochica es "Suamox" cuyo significado es "Morada del Sol", de "Xua" (Sua o Shua) que es la "Madre Tierra" y de "Mox" (Mos o Mosh) que significa "el Padre Sol".

El nombre de la ciudad "Sogamoso" en Boyacá, Colombia, proviene de "Suamox", el lugar escogido por Bochica para la celebración del Culto al Dios Sol, el Sol Espiritual, el Logos Solar.

La consonante "x" fonéticamente se corresponde con el sonido de la letra "s", y con la "sh" como se pronuncia en inglés.

"Mox", "Mos" o "Mosh", con la adición de la letra "e", forma el nombre "Moxe", "Mose" o "Moshé": Moisés.

Bochica en su nombre "Suamox" contiene el nombre de Moisés.

"Moxe" en lengua Sefardí se pronuncia "Moshé".

Bochica fue el Quetzalcoátl o Moisés de los Chibchas que ocuparon las Tierras de la actual Colombia en el Altiplano Cundiboyacense.

Bochica o Nemqueteba es un Jerarca de la Ley. Así nos lo enseña nuestro Venerable Maestro Rabolú.

El término "mito" que se suele usar para referirse a Quetzalcoátl o a Bochica, no está correcto, teniendo en cuenta los significados de la palabra "mito" como: "Historia ficticia" o narración "situada fuera del tiempo histórico", etc. Porque Bochica existió Históricamente como el Guía de los antiguos Chibchas.

En las tradiciones de la llegada de Bochica, SuaMoxe o SuaMoshe al altiplano Cundiboyacense, Colombia, se narra que llegó al pueblo de "Bosa" acompañado de un "camello", o montado sobre un "camello", lo cual se refiere probablemente a una antigua clase de camélido sudamericano capaz de llevar sobre su lomo a una persona.

Así como el relato del Éxodo Bíblico contiene acontecimientos del Éxodo de la antigua Atlántida, así también la Leyenda del Diluvio en la Sabana de Bacatá y la intervención de Bochica para hacer bajar el nivel de las aguas, contiene tradiciones del relato del Diluvio de la Atlántida, del Éxodo de Moisés y del Pueblo de Israel.

Origen de Los Chibchas del Altiplano Cundiboyacense

"¿De donde vinieron estos grupos civilizadores? ¿Cuál fué su origen y cuál la ruta que trajeron? Problemas son estos, tan interesantes como intrincados y cuya solución definitiva estamos aún muy lejos de conocer. Algunos escritores modernos han creído poder relacionarlos con las razas civilizadas de Norte y de Centro América; pero los argumentos que aducen carecen de suficiente solidez, porque [...] no hay huella alguna que autorice la creencia de un origen septentrional. Las muy lejanas afinidades que un examen superficial de los hechos han creído encontrar entre chibchas y pueblos centroamericanos, provienen de las naturales analogías entre comunidades de una misma raza americana, pero en ninguna manera autoriza la hipótesis de que la cuna lejana del pueblo chibcha se encuentra en el Septentrión."

"Los chibchas en sus tradiciones [...], lejos de referirse al norte, volvían siempre los ojos hacia el oriente. De allí vino el Bochica, misteriosa personificación de la civilización nacional..."

[...]

"Es, además, en dirección al oriente, y luego francamente hacia el sur, allá en la región amazónica, primero, y en el alto Perú en seguida en donde se encuentran nombres propios indígenas idénticos a muchos de Boyacá y de Cundinamarca. Así, por ejemplo, en la región en donde se encontraban el templo del Sol, en San Juan de los Llanos, existe el nombre de Iraca, idéntico al nombre del sitio sagrado en donde se levantaba el gran templo del Sol en Sogamoso. El nombre de Monquira se encuentra desde el actual Moniquirá, en los confines de la Provincia de Vélez, hasta el fondo de las selvas amazónicas, en las lejanas márgenes del Atabapo, como señalando algunas estaciones importantes en el éxodo gigantesco del pueblo que en tiempos remotos llegó a establecerse en las altas mesas de Tunja. El nombre indígena de Caquetá que lleva uno de los grandes afluentes del Amazonas, es el mismo de Caqueza, población de las vecindades de Bogotá; pues bien sabido es que la T indígena era tan suave que los españoles la cambiaban con frecuencia en Z. El nombre del río Guaviari, afluente del Orinoco y uno de los grandes ríos que cruzan las llanuras orientales, es el mismo del río Guavio, en la Provincia de Guatavita; pues la terminación ari, del primero, significa río en idioma de los caribes, que más tarde se adueñaron de esa región. Interminable sería esa lista si nos propusiéramos continuar citando ejemplos; siendo de advertir que entre unos y otros puntos de los que llevan iguales nombres, hay grandes extensiones de terreno, sin caminos accesibles y separados entre sí por selvas impenetrables o por vastos desiertos."

"Esta identidad de nombres propios parece señalar la huella del pueblo chibcha en su larga y penosa emigración de sur a norte, pues no es de suponerse que los pueblos de Tunja o de Bogotá se hubieran desalojado hacia el sur, para luego retroceder y encerrarse nuevamente dentro de sus primitivos linderos."

[...]

"En la Provincia de Tunja existe el pueblo de Viracachá, que con poca diferencia, es el nombre de uno de los más célebres incas del Perú, Viracocha, cuya memoria conservaban los Peruanos con la más grande veneración."

[...]

"(Del libro "Orígenes Etnográficos de Colombia", "Capítulo IV.-Los Chibchas", "III", de Carlos Cuervo Márquez, 1917, ).

Al estudiar los Orígenes de los Pueblos Indígenas, hay que tener en cuenta no solamente sus migraciones y éxodos, sino también sus numerosas y muy generalizadas tradiciones en las cuales se narra que sus ancestros salieron por las grutas, cuevas o cavernas de las montañas, provenientes de su antiguo Hogar en el interior de la Tierra. Como asimismo sus tradiciones de un origen muy arcaico extraterrestre.

Las palabras de nuestro Venerable Maestro Samael Aun Weor de la existencia de "algunos Iniciados Chibchas" que moran actualmente en el interior de la montaña de Montserrate en Bogotá, confirman estas tradiciones.

Todas las grandes cavernas de nuestro planeta Tierra se comunican entre sí.

Bochica o Suamoxe, visitado por Jefes y Caciques, es llamado también Nemquetheba y Zuhé, entre otros nombres, siendo este último similar al nombre de Zumé entre los Tupí del Brasil y al de Tumé entre los Guaraní del Paraguay.

El científico Dr. Eliécer Silva Celis, en la conclusión de su libro "Antigüedad y Relaciones de la Civilización Chibcha", refiriéndose a Bochica, dice:

"... Nosotros creemos, [...] que se trata de un típico Héroe Civilizador, de un instructor de la humanidad aborigen, comparable al sublime Viracocha del antiguo Perú, al conductor y sapientísimo Quetzalcoátl, de México; al Pay Zumé, profeta milagroso y andariego del Brasil y Paraguay; [...]."

La Cultura Indígena Chibcha que se extendió desde las tierras del territorio de lo que hoy forma la actual Colombia (que incluye a los Muyscas del Altiplano Cundiboyacense; a los Tayronas, Koguis, Ikas o Arhuacos, Wiwas y Kankuamos de la Sierra Nevada de Santa Marta; a los Nutabes del Valle de Aburrá; y probablemente al enigmático Pueblo Indígena de San Agustín), hasta las tierras de los Indígenas Pech de la actual Honduras, estuvo localizada entre las antiguas Culturas Indígenas de Mesoamérica y de Suramérica: Olmecas, Mayas, Aztecas, Toltecas, Totonacas, Incas, Guaraníes, Tupís, Aymaras, Araucanos, etc., como eslabón de oro, uniéndolas e integrándolas en la cadena áurea del Árbol Genealógico de la Sabiduría...

Este estudio lo hemos terminado de escribir
con la Ayuda de Dios en el Día Lunes 8 de Julio del Año 2013.

Amamos a todos los Seres, a toda la Humanidad.
Cada Ser Humano es también la Humanidad.

"¡Que todos los Seres sean Felices!"
"¡Que todos los Seres sean Dichosos!"
"¡Que todos los Seres sean en Paz!"

De todo Corazón
para toda la Pobre Humanidad Doliente,
Luis Bernardo Palacio Acosta
Bodhisattwa del V. M. Thoth-Moisés

Índex
Guía Práctica del Estudiante Gnóstico